Yoga con Blanca - Clases de Yoga en Madrid > Iniciándome en el Yoga  > Mi primera clase de yoga ¿Qué debo esperar?
primera clase de yoga

Mi primera clase de yoga ¿Qué debo esperar?

 

Recuerdo mi primera clase de yoga. Fui con un poco de miedo, pero salí de ella ligera como una pluma. Estaba tan relajada que decidí que quería alargar ese momento todo lo posible. Quería que fuera una constante en mi vida.

Aún a día de hoy, cuando echo la vista atrás, recuerdo esa clase y no puedo evitar reírme. Si me hubieran grabado podría ver hoy en ese video a un pato mareado en un estanque de ranas… no tenía ni idea de nada de lo que me estaban diciendo y miraba de reojo a mis compañeros a ver que hacían ellos… un cuadro. Y a pesar de este curioso comienzo, es una de las mejores decisiones de mi vida.

Si tienes dudas porque no sabes que esperar. No te decides porque no sabes que hay que hacer. Si crees que el yoga te vendría bien pero no te atreves a dar el paso. Lo que te voy a contar ahora te va ser de gran ayuda.

 

Decidido, me apunto a clases de yoga ¿y ahora qué?

Los primeros días en una clase son una aventura hacia el descubrimiento de “cosas” (sentimientos, pensamientos) que no sabías q estaban ahí… ¡ay dios mío!, ¿dónde me estoy metiendo?

Esas primeras clases serán un reto porque vas a escuchar instrucciones muy precisas de lo que tienes que hacer con tu cuerpo. Escucharás muchas palabras “raras”. Mirarás a algún compañero y pensarás ¿pero cómo ha hecho eso?, ¿se puede doblar un cuerpo así? No te preocupes, pasado el primer susto, verás que todo tiene su momento y tú también llegarás ahí.

 

Qué hacer antes de la clase de yoga

  • Elegir el tipo de yoga

Ahora mismo puedes elegir entra una variedad de estilos de yoga, desde aquellos enfocados principalmente en la meditación, hasta los de alta exigencia física. Hay estilos dinámicos, como Vinyasa o Ashtanga, y otros de menos impacto físico como el Yin Yoga. Si te interesa saber más de estos estilos, coméntame abajo y dedicamos un artículo a ellos. Pero yo te recomiendo que, si vas a empezar, te apuntes a Hatha Yoga. Es el estilo de yoga más practicado, ya que se trata de un yoga físico que centra su atención en la unión de cuerpo-mente-espíritu, pero todo eso te lo explicaré más adelante con detalle. Todo lo que te voy a ir contando en adelante es referente a Hatha Yoga.

 

  • No comer justo antes de una clase de yoga

Una de las cosas importantes antes de una clase de yoga es no comer abundantemente al menos un par de horas antes, ya que las posturas que se hacen pueden hacer que te sientas revuelto. Si te está rugiendo el estómago cual león de la sabana… una onza de chocolate o unos frutos secos (almendras o nueces) y un traguito de agua, pueden servirte para aplacar a la fiera.

 

  • Ropa cómoda

Lo ideal es que te sientas a gusto durante la clase, así que mejor llevar ropa lo más cómoda posible. ¿Cuál?, pues la que uses habitualmente cuando haces deporte. Unas mallas, unos pantalones cortos, camisetas transpirables. Las chicas también necesitamos un buen sujetador deportivo. Aunque en un principio no pueda parecerlo, con tantas torsiones, extensiones e invertidas, no querrás enseñar más de lo debido, ¿Verdad?

Muchas de las asanas serán estando sentados en la esterilla o tumbados, por lo que es preferible si llevas ropa ajustada al cuerpo y que no forme arrugas que puedan molestarte durante la práctica.

Un detalle más. Yo recomiendo hacer la clase de yoga sin calcetines, pero si prefieres no hacerlo así, también existen calcetines antideslizantes.

 

  • Esterilla

Otra cosa importante es la esterilla; las primeras veces que vayas a una clase de yoga, seguramente tendrán esterillas de sobra para dejarte, pero una vez que decidas seguir practicando, tu esterilla será como tu casa, por lo que te recomiendo tener la propia. Al fin y al cabo a cada uno le gusta tener su “casa” a su estilo.

 

Qué hacer durante la clase de yoga

  • Pregunta y aclara tus dudas.

Para sentirte cómoda y disfrutar de esas primeras clases, una de las cosas importantes es hablar con tu profesor. Contarle tus preocupaciones, qué esperas de sus clases y qué necesitas ¡todo lo que se te pase por la cabeza! Verás cómo descubres que es una persona cercana, amable y dispuesta a ayudarte en todo lo que necesites para que te sientas cómoda en este nuevo camino. Tranquila, los profes de yoga no vamos a morderte… a no ser que en tu camiseta tengas un aguacate dibujado y tengamos hambre! Jajaja

 

  • Silencio

Antes de entrar en la sala, apaga el móvil. El sonido de estos aparatos infernales que todos usamos nos puede desconcentrar de la práctica. Desconecta del mundo un rato y centrarte en ti. Además es una señal de respeto para tu profe y el resto de compañeros.

 

  • Siente y observa tu cuerpo. No te compares.

Durante la clase escucha atentamente las instrucciones que se están dando. Realiza las asanas escuchando a tu cuerpo, observa que dicen tus músculos con cada movimiento, siente como te estiras y fortaleces.

Forzar nuestro cuerpo como un chicle no nos hará mejores yoguis. Todo proceso tiene su aprendizaje y el yoga no iba a ser menos. En esta disciplina, lo importante es el camino que recorremos y cómo vivimos y sentimos ese proceso, no la postura final. Aunque sea lo que queremos mostrar en nuestras redes, pero eso es otra cosa.

No mires a tus compañeros, cada uno tiene su cuerpo y sus emociones. Compararte no sirve de nada. Tú tienes tu recorrido, disfrútalo.

Ya que has llegado hasta aquí, disfruta de la clase, concéntrate en tu cuerpo, en la respiración. Aprovecha tu momento.

 

  • Relájate

Si por alguna casualidad, se te ha hecho un poco larga la clase, en el momento en que escuches la palabra “savasana” vas a decir ¡Por fin! (Si lo dices muy alto, aparte de unas risas, tus compañeros te darán la razón).

Puede que esta palabra ahora no sepas que significa, pero hazme caso, va a llegar a ser de tus favoritas. Savasana es la postura del cadáver, o de relax. Cuando al final de la clase llegamos a esta postura, es el momento de relajar todos los músculos del cuerpo, pero ¡ojo!, no de dormir. Hay que ser consciente del descanso que le estamos dando al cuerpo después de una maravillosa sesión de yoga. Éste es el momento en el que decides que ha sido una gran idea apuntarte a esas clases que te recomendó una amiga de la infancia.

¡¿Por qué nadie me había contado esto antes?!

 

Dicho así todo, parece muy fácil, ¿verdad?, pues después de leerme, solo te queda dar un paso, y seguro que adivinas cual es… Ve a tu primera clase de yoga.

Después de eso, ve a le segunda, a la tercera. Prueba todas las veces que necesites y, una vez más…

“¡Bienvenida a tu nueva vida!”

 

Blanca

yogaconblanca@gmail.com

Creo que con la ayuda de un buen profesor, puedes descubrirte a ti mismo y comprobar todos los beneficios que el yoga te puede aportar ¿Me dejas que te ayude en este camino?

Comentarios:

  • Ana

    18 septiembre, 2019 at 10:49 am

    Me identifico completamente con la descripción que has hecho del primer día de clase de yoga. Con palabras raras, un ojo puesto en el compañero de al lado y pensando que jamás llegaría a esas posturas jajajajaja el momento “OM” también merece mención 😅
    Gracias por tus artículos, me encantan!!!

  • Karina

    1 octubre, 2019 at 3:28 pm

    Ha buenas tardes o dias jejeje hoy hice mi primera clase de toga que encontre en youtube de 23 minutos fue muy interesante y facil y me relaje bastante ,no tengo mucho tiempi de ir a un ligar especializado solo quisiera saber si hay un canal al cual yo seguir en YouTube que me.puedan dar clase por clase y asi acanzar en orden en mi proceso ,le ageadeceria si me pueden recomendar una o ya sea en instagraman o cualquier canal de apoyo ,muchísimas gracias de antemano, soy Karina una colombiana viviendo en turquia ,mil gracias ,namaste ❤❤💥👑🧘‍♀️

Deja un comentario